Inicio » Viajar a Francia » Viajar a París » Viajar a París: Visita el Palacio de Versalles

Viajar a París: Visita el Palacio de Versalles

El Palacio de Versalles fue declarado Patrimonio Histórico de la Humanidad por la UNESCO, en 1979, y es que el mismo constituye una parte fundamental de la historia francesa. Es un lugar elegante que en el pasado fue el sitio de residencia de la realeza francesa. En su interior solo 2 pisos son los que puedes recorrer durante la visita, allí podrás visitar salones y habitaciones ocupados en su momento por los reyes de Francia.

El palacio cuenta con más de 2.500 ventanas, 483 espejos, 67 escaleras, 352 chimeneas y 700 habitaciones finamente decoradas con pinturas de la época, así como también esculturas, muebles, telas y frescos en los techos. La decoración del Palacio de Versalles es realmente extraordinaria. Quédate con nosotros y descubre todo lo que debes saber, para que en tu próximo viaje a París, disfrutes al máximo de tu visita al Palacio de Versalles.

Organiza previamente la visita

La visita al Palacio de Versalles, básicamente te lleva todo el día, si por ejemplo inicias a las 9 de la mañana, ya a las cuatro y media podrías estar terminando tu recorrido, tomando en cuenta que el Palacio cierra al público a las 6 de la tarde, así que es una visita bastante interesante, que vale la pena estar todo el día allí, para que puedas recorrer tanto el palacio como los jardines, entonces, esta es una visita que no te puedes perder al viajar a París.

Transporte

Viajar a París: Visita el Palacio de Versalles

Si estás en París y deseas visitar el Palacio de Versalles, debes ver las diferentes opciones de transporte que hay para ir hasta tu destino y lo más práctico para llegar es a través del metro, para ello debes saber que la línea C de RER conecta el centro de París con la estación de Versalles Château – Rive Gauche, en un recorrido de unos 40 a 50 minutos, luego debes caminar unos 10 minutos aproximadamente, hasta la entrada del Palacio.

Compra los boletos con anticipación

Viajar a París: Visita el Palacio de Versalles

Un dato muy importante que debes tener en cuenta al viajar a París, es que si no quieres hacer una larga fila para la visita al Palacio de Versalles, debes comprar los boletos con varios días de anticipación, para asegurar tu entrada sin pérdida de tiempo, ya que si no lo haces corres el riesgo de que ya no esté disponible la compra del boleto sin filas. La ventaja de comprar ese boleto es que te ahorras aproximadamente una hora de cola para adquirir tu entrada y acceder al Palacio. De manera que comprando los boletos con anticipación, ya con eso haces tú visita un poquito más productiva.

Sitios que puedes visitar

El Palacio de Versalles se extiende sobre una extensión total de 67.000 m2, entre sus tres palacios, El de Versalles, que es el principal, El Gran Trianón o castillo del Rey y El Petit Trianón o Castillo de Maria Antonieta. En el interior De todo el Palacio de Versalles se localizan varios monumentos y curiosidades que le han dado la fama, entre ellos: El Salón de Hércules, La Sala de la Abundancia, El Dormitorio del Rey Luis XIV, El Dormitorio de María Antonieta, La Galería de los Espejos, La Galería de las Batallas, Los Jardines del Palacio, El Petit Trianón y El Templo del Amor, entre otros.

El Salón de Hércules

Viajar a París: Visita el Palacio de Versalles

Una de las habitaciones que puedes conocer en tu próxima visita al Palacio de Versalles es El Salón de Hércules, que debe su nombre al enorme fresco “La Apoteosis de Hércules” que se encuentra en el techo del salón. En la pared de enfrente destaca una pintura de gran tamaño del año 1570 llamada “La Comida en casa de Simón”. Este salón se ubica en la zona que comunica la parte central del Palacio, con el lado Norte del mismo, en la prolongación de la Habitación del Rey.

El Salón de la Abundancia

Viajar a París: Visita el Palacio de Versalles

El Salón de la Abundancia, está decorada en un terciopelo verde y ambientada con diferentes retratos de la familia real francesa, este era un lugar en el que el Rey Luis XIV se preparaba, para mostrar su colección de curiosidades y rarezas a sus invitados. No es tan impresionante como el de Hércules, pero tiene su encanto.

El Dormitorio del Rey Luis XIV

Viajar a París: Visita el Palacio de Versalles
Fuente: HISOUR

El Dormitorio del Rey Luis XIV es la primera que recorres al visitar el Palacio de Versalles y está ricamente decorada en oro, además, puedes encontrar artículos originales que decoraban su habitación. Es un conjunto integrado por las tres habitaciones más íntimas del Rey, ubicada junto a la Galería y a través de sus ventanales se puede tener una excelente vista de los tres estanques.

El Dormitorio de María Antonieta

Viajar a París: Visita el Palacio de Versalles

En relación al Dormitorio de María Antonieta, debemos resaltar que la Reina tenía una habitación independiente de la del Rey, pero de igual forma, estaba bellamente decorada en oro. Allí la Reina podía estar en su intimidad, ya que en la habitación del Rey entraban los miembros de su gabinete, incluso hacían recepciones. En el Dormitorio de María Antonieta, también podrán contemplar muy cerca de su cama, una puerta de servicio camuflada, por la cual la Reina intentó escapar durante la revolución francesa.

La Galería de los Espejos

Viajar a París: Visita el Palacio de Versalles

Una de las contribuciones más importantes del Rey Luis XIV, al palacio de Versalles fue La Galería de los Espejos, una de las más famosas del mundo. Esta sala está equipada con 357 espejos en total, dispuestos en 17 arcos con 21 espejos cada uno, fabricados por maestros vidrieros de Venecia, que reflejan los 17 ventanales con arcos a través de los cuales se pueden ver los jardines. En esta famosa Galería ocurrían todo tipo de eventos ligados a la realeza española, desde enormes banquetes, hasta elegantes bailes.

La Galería de Las Batallas

Viajar a París: Visita el Palacio de Versalles

La Galería de las Batallas, es la última sala a visitar en el recorrido por el Palacio, allí era donde se conmemoraban todas las batallas internas: El Rey Luis Felipe fue quien construyó en el siglo 19 esta galería, en la que se hace un repaso por la historia de Francia, a través de diversos artistas, en las más de 30 obras expuestas al público y ordenadas de forma cronológica

Los Jardines del Palacio

Viajar a París: Visita el Palacio de Versalles

Los extraordinarios Jardines de Versalles tienen una extensión de más de 800 hectáreas, allí podrás apreciar variedad de plantas y de árboles, también de un gran conjunto de estatuas de mármol, fuentes y estanques, perfectamente decorados.

Solo debes tener presente que es casi imposible recorrer todos los jardines en un día, a menos que hagas uso de las distintas formas que te brinda el Palacio para hacerlo sin tener que caminar tanto, como por ejemplo rentando una bicicleta o un carro eléctrico, o si lo prefieres puedes subirte al trencito que te lleva a recorrer los jardines.

Petit Trianón

Viajar a París: Visita el Palacio de Versalles

En los Jardines del Palacio de Versalles, justo en la zona denominada Los Dominios de Maria Antonieta, pueden ver una pequeña casa que utilizaba la familia real francesa en el verano, es el famoso Petit Trianón. Allí también vivió Maria Antonieta y hay quienes dicen que la utilizaba como pequeña cajita de amor.

El Templo del Amor

Viajar a París: Visita el Palacio de Versalles

En los Dominios de María Antonieta, se mandó a diseñar un jardín de estilo inglés en donde se encuentra una construcción de estilo griego llamado el Templo del Amor.

Definitivamente El Palacio de Versalles es una visita obligada en tu próximo viaje a París, por ello no te puedes perder nuestro próximo artículo: ¡Viajar a París! Visita el Palacio de Versalles segunda parte, donde te llevaremos a recorrer otros lugares interesantes en este paraiso frances.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *